Hablando de hombres

A pesar de sentirme orgullosa de ser mujer, admiro profundamente a los hombres. Sé que a veces son un poco raros, pero no dejan de fascinarme y jamás podría vivir sin ellos. Por eso este artículo está dedicado a ellos y quiero contarles lo que mas admiro de un hombre.

Me gusta mucho cuando un hombre te recuerda y te hace sentir hermosa por dentro y por fuera. Me encanta cuando el te inspira a ser la mejor versión de ti misma. No existe nada mejor que ese hombre te demuestre apoyo, no quiere decir que siempre tiene que decir que si a todo, pero si es muy chévere cuando ese gran hombre se acomoda a las necesidades de la mujer y te ofrece ese apoyo conspirador que a veces necesitamos las mujeres.

Un buen hombre siempre defenderá a su mujer, sé que a veces somos necias, pero es súper importante sentir esa aprobación y esa seguridad que solo un buen hombre da a su pareja sea cual sea la situación.

Me gustan los hombres que hacen pequeñas cosas: como por ejemplo, abrir la puerta del carro a su pareja, sentarse después de la mujer en el restaurante, de vez en cuando sacar esa silla de la mesa del restaurante para que te sientas como una porcelana, Recoger sus desordenes, Servirle la comida al perro así sea solo los fines de semana. Nunca se esta demasiado ocupado para hacer esas pequeñas cosas que nos recuerdan, que nos consideran y que están ayudando.

Admiro cuando ese buen hombre no te dice mentiras y mucho menos trata de engañarte; si lo hace con la persona que se supone más ama en el mundo, ¿que hará a los demás? Por lo tanto no se debe guardar nada y decir lo que siente, así sea bueno o malo. Me gusta cuando ese buen hombre utiliza la fuerza de su intelecto para resolver problemas y obvio sin abusar de nada ni de nadie. La confianza y el amor se ganan, no son forzadas y ese buen hombre, sabrá ganarlo y lo mas difícil sabrá conservarlo. Así que la cereza del pastel es ese gran hombre que pondrá a su mujer de primeras sea la circunstancia que sea.

Catalina Acevedo

Hablando de hombres

Consecuencias de comer a deshoras

Hablando de hombres

Helado natural de fresa sin azúcar

Newer post

Post a comment